El Puente de los Suspiros de Venecia y su leyenda

El “Ponte dei Sospiri” o “Puente de los Suspiros” es un puente barroco cerrado de piedra caliza ubicado cerca del Palacio Ducal en Venecia. Fue encargado por Doge Marino Grimani, y su escudo familiar se puede ver en el centro de la fachada.

Este famoso puente es uno de los monumentos más famosos, fotografiados y admirados de Venecia. Sin embargo, también puede ser el más incomprendido.

puente de los suspiros en venecia
Imagen de Mariamichelle en Pixabay

La leyenda del Puente de los Suspiros de Venecia

Venecia siempre ha sido descrita como una ciudad romántica. Algunas personas dicen que es la ciudad más romántica del mundo. Por eso, el puente es popular entre las parejas por su nombre evocador, no es de extrañar que se detuvieran a tomar fotografías y recordar su beso frente al puente.

Sin embargo, es posible que desee saber que el suspiro al que se refiere este puente no es amor, sino depresión y desesperación. De hecho, para algunas personas, el Puente de los Suspiros fue el último puente que cruzarían.

El Puente de los Suspiros fue construido por Antonio Contin en 1614 para conectar directamente la oficina del juez en el Palacio Ducal con la “nueva prisión”.

Se trata del primer edificio del mundo especialmente diseñado para fines de detención. Desafortunadamente en aquellos tiempos las duras condiciones de la prisión, húmedas y frías, a menudo significaban la muerte.

Por eso, el nombre de este puente hace referencia al profundo suspiro de los delincuentes, que cruzaron este puente hacia la prisión, sabiendo que podrían ver Venecia por última vez.

Sabiendo la historia entenderás mejor porque los venecianos ríen cuando ven a una pareja besarse y suspirar frente a un puente que en realidad hace más honor a la pérdida de libertad que al amor.

¿Cómo visitar el puente de los suspiros?

Es posible ver el Puente de los Suspiros desde la parte de afuera sin necesidad de abonar una tarifa de entrada. Si desea cruzar el puente y mirar hacia adentro, debe visitar el Palacio Ducal.

Puede ver el puente desde el exterior situándose en el Ponte della Paglia o puente de paja, un puente peatonal de uso público que está situado junto al Palacio Ducal muy cerca del mar.

Si bien en verano, hay tanto aforo en este pequeño puente que es casi inaccesible y en ocasiones incluso llega a ser cerrado debido a la gran cantidad de gente que lo visita para hacer la foto.

En cambio si visita el Palacio Ducal, cruzará dos veces el Puente de los Suspiros. Después de admirar el esplendor del Palacio Ducal, este camino conduce a la prisión de Prigioni nuove por el pasaje izquierdo del Puente Sopili.

Aquí podrá ver decenas de habitaciones en la antigua prisión. Luego, en el otro lado, regrese una vez más al Palacio Ducal a través del mítico puente.

Esta vez, puede disfrutar de la magnífica vista del Ponte della Paglia con el mar. Sin embargo los barrotes son tan gruesos que casi no se ve nada. Es complicado tomar una foto desde alguna de las dos ventanas.

Algo por otra parte normal pues es posible que los prisioneros en su último paseo por el puente tampoco pudieran ver mucho más.

¿Te ha gustado este viaje?

¡Comparte tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Responsable de los datos aquí contenidos: Agustín Ruiz | Finalidad: Moderar comentarios | Legitimación: Tu consentimiento | Destinatario: No se comunicarán tus datos a persona u organización alguna | Derechos: Acceder, rectificar y suprimir tus dato, así como otros derechos explicados en nuestra polítca de privacidad | Plazo de conservación: Mientras no sea solicitada su eliminación. +info.