Fossil Island y Fossil Bay. Tasmania

Fossil Island es una extensión rocosa que sobresale de la parte continental por el norte de la famosa playa de Blowhole. Aunque probablemente no deba ser considerada como isla, pues tan solo está separada del continente por unas cuantas rocas, por donde la mayoría de los días se puede acceder andando sin problemas.

Más allá de la isla, se extienden un par de cientos de metros de arrecife, lo que representa un peligro para los barcos, que deben bordear el terreno dando un rodeo a una distancia considerable.

La zona bien merece una exploración, para poder contemplar los barcos amarrados en el lado occidental, donde quedan protegidos de las embestidas del mar, con Pirates Bay como telón de fondo, y 50 metros en la dirección contraria, poder admirar los famosos acantilados de Fossil Bay (en la imagen).

En ocasiones las enormes marejadas que golpean el mar de Tasmania desde el sureste crean un espectáculo impresionante de olas rompiendo en la escarpada costa, por lo que, aunque las visitas por lo general son seguras, es necesario tener precaución con el mar, especialmente si hay niños pequeños de por medio.

fossil bay
Fossil Bay. JJ Harrison – CC BY-SA 3.0

¿Te ha gustado este viaje?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *