Cala Turqueta y cala Macarella: vistas al mar azul de Menorca

Si en tu próxima escapada tienes intención de pasar por Menorca, obligatoriamente debes visitar sus paradisíacas calas, y qué mejor que empezar por estas exóticas calas contiguas: cala Turqueta y cala Macarella.

Cala Turqueta

La cala se encuentra ubicada a unos 10 kilómetros de Ciutadella, estratégicamente situada en el medio de las puntas des Tambors y na Foradada y bajo la mirada de Talaia d’Artrutx. Su nombre se refiere de forma directa a las incursiones de piratas Turcos en la zona, aunque a nosotros nos suena más a los colores azules turquesa de las aguas de esta playa, que sin duda, parece irreal. Cala Turqueta es una playa aislada

y virgen que resulta de una entrante de mar que recorre unos 400 metros hasta tierra firme, lo que le otorga a este lugar paradisíaco un tamaño medio. La playa se encuentra flanqueada por laderas altas y acantiladas de las montañas que colindan con ella, cubiertas a su vez por altos pinos frondosos y verdes, que forman parte de área natural de especial interés de la costa sur de Ciutadella en Menorca.

El tramo de costa donde se encuentra la cala, tiene forma semicircular y en él existen una serie de rocas bajas que dividen el tramo de blanca arena en dos mitades. Las características más conocidas de esta playa es son sus aguas tranquilas y cristalinas, la suave pendiente y una buena exposición a los vientos del sureste-sur-oeste.

Las condiciones marinas de esta playa son ideales para navegar con embarcaciones pequeñas – hasta 12 metros – y dos metros de calado. Tiene poca profundidad en su fondo arenoso y su varadero se ubica en el margen occidental.

Cala Turqueta
Cala Turqueta by Enfo [CC BY-SA 3.0], via

Recomendaciones

Si vas en auto, ir en carretera no es nada complicado si sigues la señalización. Podrás estacionar gratuitamente en el parking del que dispone, pero sólo tiene capacidad para 120 automóviles y se encuentra a 850 metros de la playa, por lo que deberás caminar unos 15 minutos para llegar. Cala Turqueta dispone de seguridad y socorristas, por lo que debes tener en claro que seguir las instrucciones de los mismos es importante para pasar un buen día. En caso de que la cala no disponga de vigilancia o el servicio no se encuentre operativo en dicho momento, sólo debe ser prudente y disfrutar de este paraíso evitando correr riesgos innecesarios.

Cala Macarella

Conocida entre los turistas como una de las playas más bonitas de Menorca, esta cala se encuentra ubicada junto a la primera y también al sur de Menorca. La playa casi virgen recibe infinitos turistas en durante las vacaciones de verano ya que es un paraíso natural que brinda servicios varios. La cala parece competir con cala Turqueta en el color azul intenso de sus aguas y es una alternativa ideal para la primera.

Cerca de cala Macarella se ubica Cala Macarelleta, una cala un poco más pequeña donde la gente va a broncearse sin marcas pues se practica mucho el nudismo. Entre una playa y otra la distancia caminando son unos 10 minutos. Por lo general, las fotos que ocupan las postales de Menorca llevan la foto de Cala Macarella.

El color de las aguas no tiene explicación, es sencillamente espectacular. Es uno de los azules turquesas más intensos y azules, tal como estamos acostumbrados a ver en los folletos promocionales de las agencias de viajes. Es un sitio muy popular que visitar durante las vacaciones de verano y a pesar de ello, siempre te sentirás cómodo ya que el agua va cubriendo progresivamente toda la zona haciendo que el área de baño sea muy extensa, además que tendrás sombra asegurada gracias a los altos pinos que la rodean.

Cala Macarella
Cala Macarella by Seruba[CC BY-SA 3.0], via

Recomendaciones

Cala Macarella, cuenta con dos parkings para estacionar tu auto de forma segura: el primero queda a unos 900 metros o 15 minutos a pie y es completamente gratuito y el segundo queda un poco más cerca, a unos 300 metros, unos 5 minutos a pie y es de pago: alrededor de unos 5 euros. La playa como tal ofrece un chiringuito con capacidad para más de 100 personas con un menú bastante variado. Siempre – sobre todo en verano – hay mucha gente veraneando, por lo que si te agobias tienes la posibilidad de caminar hacia la cala Macarelleta, a unos 5 minutos, que es mucho más tranquila. Por otro lado, si te gusta caminar, puedes llegar a cala Galdana caminando a unos 30 minutos y aunque puede sonar un poco cansado, una vez que deslices tus pies por la arena blanca y veas lo cristalino y azul de sus aguas, de seguro se te pasará y disfrutarás mucho del viaje.

¿Te ha gustado este viaje?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *